C. ENFERMEDAD
QWERTY
37. ¿Qué se conoce sobre malnutrición y COVID-19?
Los pacientes que requieren ingreso prolongado en UCI, aquellos con pluripatología y los ancianos son los que tienen un mayor riesgo de malnutrición. La propia malnutrición per se es un riesgo para el aumento de la morbi-mortalidad. Hemos encontrado un consenso de expertos de la Sociedad Europea de Nutrición Clínica y Metabolismo (63) que da una serie de recomendaciones en iCOVID-19:
- Se debería realizar screening de malnutrición para los pacientes en riesgo (sobre todo ancianos y personas con pluripatologia) mediante la herramienta MUST que tiene en cuenta el IMC y la pérdida ponderal ( valorar realizarlo también en obesos)
- Las necesidades nutricionales de los pacientes con malnutrición serían: 27 Kcal /kg de peso/día para pacientes con más de 65 años y pluripatología. Dietas con más de 1 gramo de proteína/kg peso/día para prevenir la pérdida de peso, reducir el riesgo de complicaciones y de reingreso. Aunque el paciente presente enfermedad renal crónica progresiva ya no se recomienda dieta baja en proteínas.
- Pautar suplementos vitamínicos, por ejemplo, de vitamina D si fuese necesario.
- Recomendar actividad física regular aunque estén en cuarentena. Se puede recomendar caminar por la casa y otros ejercicios como sentadillas ya que es importante minimizar la pérdida de masa muscular. El tiempo de ejercicio que recomiendan es unos 30 minutos /día o 1 hora cada dos días.
- Si no se pueden cubrir las necesidades nutricionales del paciente se recomiendan suplementos (habitualmente hipercalóricos e hiperproteicos) que se deberían iniciar desde antes del alta hospitalaria en caso necesario y utilizando la vía oral siempre que sea posible.
- Tras el ingreso en UCI un 62% de los pacientes extubados presentan disfagia en los siguientes tres meses, por lo que precisarán texturas adaptadas. También un 26% de los pacientes presenta síndrome de debilidad post-UCI lo que comporta dificultad para alimentarse. En ambos casos, si no se pueden cubrir sus necesidades nutricionales se deberían pautar suplementos hiperproteicos
En un artículo reciente Fernandez de Sanmaed et al (64) consideran que se debería realizar un seguimiento analítico de los pacientes en riesgo de malnutrición con control de la función hepática y renal, ionograma, metabolismo fosforo- calcio, perfil lipídico y albúmina. Recomiendan también control de peso sin especificar con cuánta periodicidad.
Actualizado: 19/04/20
Copiar enlace